Hablan los protagonistas de la AEEB en el WBSC Supercamp

Han sido los dos representantes de la AEEB en el WBSC Supercamp que ha tenido lugar entre el 19 de junio y el 9 de julio en Sportillia, cerca de Bolonia. Su premio, el haber sido los mejores en el Curso de Entrenador Superior de 2010. Por ello, la AEEB quiso premiarles y les becó para asistir a este evento internacional, punto de encuentro de mucho técnicos.

El Campus constó de tres turnos y Sara fue la primera en acudir y después lo hizo Manuel, en el segundo y tercer turno, respectivamente. Sus impresiones, una pequeña muestra de lo que supuso todo aquello. Y aquí os las dejamos, íntegras y tal y como ellos nos las han enviado.

Sara González:

"El sábado día 26 de junio salía de Barcelona a primera hora de la mañana y llegaba a Bolonia al mediodía, de ahí a Santa Sofía, una pequeña población dónde se encuentra un Centro deportivo espectacular, llamado SPORTILIA.

El viaje fue largo peo mereció la pena cuando al llegar vi las espectaculares vistas que me iban a acompañar durante toda una semana.


El sábado nos sirvió para instalarnos y para empezar a conocernos. Los españoles ya nos conocimos en el aeropuerto pero al llegar allí había entrenadores de todas las nacionalidades: suizos, finlandeses, argentinos, lituanos, americanos, y sobre todo italianos.


El domingo ya desde primera hora comenzaron a llegar los niños y el Campus comenzó a coger vida, por la tarde el draft y la configuración de los equipos que luego competiríamos durante toda la semana.


El horario de cada dia comenzaba a las 6,30 h. para los más madrugadores con el workout de John Santignon, desayuno a las 7,30 h. y reunión inicial a las 8.55 para empezar a las 9.00 h.


El formato general de cada día era: 3 horas de entrenos por la mañana: 1 h. 30´ de defensa, 1h 30´ de ataque, comida a las 12.30, descanso y 1 hora de tiro al mediodía para comenzar las competiciones a las 16.00 h. cena a las 19.30 h. y continuación de las competiciones a las 20.30. A las 23.00 h. todo el mundo a dormir.


A lo largo de la semana la función que he podido realizar ha sido en entrenadora asistente de los 3 entrenadores jefes: Santignon, Juka y Burkovic.  A nuestro cargo teníamos alrededor de 45 jugadores/as entre 13-14 años y con ellos trabajamos a lo largo de toda la semana diferentes contenidos en los entrenamientos por la mañana y en partidos por la tarde.


Acerca de la relación entre entrenadores, decir que ha sido espectacular, el buen ambiente y el sentimiento por el baloncesto hace que el día a día pase sin darte cuenta. El sábado nada más llegar cena en una pizzería buenísima del pueblo, el lunes y miércoles meeting, "post-cena" de todos los entrenadores degustando diferentes embutidos de los distintos países, viernes fiesta y despedida! una auténtica experiencia! así es difícil no estar agradecida.


En este Campus el entrenador está muy cuidado, tienes tiempo para descansar, para entrenar, para hablar con otros compañeros, para el café, para reir...pero siempre con el baloncesto de fondo.


El WBSC ha sido una experiencia increíble, es un Campus dónde se vive el baloncesto al máximo y dónde sobre todo se ama como deporte.


He podido ver cómo se trabaja en diferentes lugares del mundo, además de conocer a entrenadores de todos los perfiles.


Ha superado totalmente mis expectativas iniciales y ha conseguido aportarme muchísima experiencia en mi desarrollo como entrenadora y sobre todo como persona.


Lo echaré de menos y deseo poder volver el próximo año"

 

Manuel Peña Garcés:

'Cuando las expectativas se superan'

Tras un largo viaje llegaba a una recóndita zona de la Emilia Romaña Italiana, a un precioso paraje, con unas increíbles instalaciones: Sportilia. Con mucha incertidumbre, que seguramente era bilateral por parte de la organización, aunque ya todos teníamos un primer feedback gracias a mi compañera Sara; que había abierto camino y tuvo una magnífica actuación tanto personal como baloncestísticamente.

No obstante esta experiencia es algo difícil de describir si no estás aquí. Algunos compañeros, entrenadores y seguramente a partir de ahora amigos, decían que estos días aquí son un psiquiátrico del baloncesto. Preparación de entrenamientos, clínics y trabajos específicos, se mezclan con largas conversaciones sobre baloncesto y sobre la vida.

Un completísimo orden del día que inicia para los “campers” a las 6,30 de la mañana con un entrenamiento voluntario impartido por el reconocido entrenador americano John Saintignon, con música, con trabajos específicos, trabajos de activación… Para después a lo largo del día seguir con baloncesto de la escuela Suiza, Argentina, Italiana, Croata, Lituana… y por la tarde organizar una competición donde el objetivo es poner en práctica todos las herramientas que en la planificación se ofrece a los jugadores.

Al margen de esto después viene la parte social, la cual también está muy cuidada. Nacionalidades diversas, visiones distintas, niveles varios, idiomas mezclados y una misma pasión: el baloncesto. ¿Qué más podemos pedir?.

Desde el punto de vista personal, me siento además, y en representación de la organización que me ha enviado aquí, muy satisfecho. Me siento en parte con la responsabilidad de realizar un buen trabajo por mí y por las siglas que llevo detrás. Así que en cuanto tuve la oportunidad me ofrecí voluntario para completar un trabajo individual de técnica de tiro y sin darme cuenta me encontré realizando un análisis por video de algunos jugadores del campus; además el hecho de defenderme en las dos lenguas principales del Wbsc (Inglés, por ser internacional e Italiano, por desarrollarse en esta tierra), hace que mi integración haya sido buena y pueda disfrutar cada uno de los detalles que aquí se desarrollan, que son muchos, de calidad y muy sabrosos.

'Tristeza de un final feliz'

El después de una experiencia como la vivida es añoranza, son lágrimas de los campers, es depresión post-campus, es maleta y viaje, es una vuelta de cada uno a su realidad; dejando en muchas partes del mundo, amigos y gente que a partir de ahora es parte de tu familia, porque los lazos creados son muy fuertes.

Han sido unos intensos días de baloncesto, en los que los contactos personales han crecido; en los que el traspaso de conocimientos ha sido muy gratificante y los diferentes puntos de vista de entrenadores y jugadores, a mí personalmente me han hecho crecer en el plano baloncestístico pero también en el personal.

Muchos estábamos ante la incertidumbre del futuro, pero sea donde sea que estemos, seguramente el próximo año recordaremos momentos vividos en este abrupto terreno Italiano. Tras unos días seguramente asentaremos lo que ya forma parte del pasado y leeremos artículos, veremos vídeos, ejercicios… que han sido parte fundamental del traspaso de información.

Mi próximo paso va a ser Zaragoza, donde asistiré a dos de los cursos de especialización de la FEB y tras eso veré que sucede, aunque mientras tanto iré saboreando los pasos que vaya dando, personal y profesionalmente (tanto en baloncesto como en ingeniería); intentando disfrutar los pequeños detalles, que son los que realmente son importantes y de los que en esta decimoctava edición del Wbsc SuperCamp ha habido muchos.

ZONA DE ACCESO

Social Media

Colaboradores

feb ligaendesa2014 csd coe logocnednuevo aceb logonuevo2011 aemebal

 

fiba logo quer logoeuabc WABCLOGO

   

andalucia aragon asturias baleares canarias cantabria CastLaMancha CastyLeon CATALANA logo web FBC Extremadura Galicia Madrid Melilla Murcia Navarra PaisVasco Rioja Valencia

 

Copyright © 2014 | AEEB