El entrenador asistente: Víctor Lapeña: "Baloncesto, por favor"

 

La generación maña del 75 no solo ha dado brillantes entrenadores como Sito Alonso. Si escudriñamos un poco más, nos encontramos con Víctor Lapeña, compañero de correrías desde los tres años del propio Alonso. Otro joven talento que ha vuelto a la senda del asistente para, al lado de Mondelo, colocar a la selección española absoluta femenina en el Eurobasket de Francia 2013. Acabado el Preeuropeo, las chicas han hecho sus deberes. Lapeña, después de un complicado curso en el Mann Filter, también. Un habitual en la FEB que ahora descansará unos días  para después cambiar el chip y ponerse al frente de España U17 femenina, con el Mundial de Amsterdam de agosto como momento clave del verano para él. Ahí volverá a ser entrenador jefe, desde la batuta de seleccionador, como lo ha sido con el Mann Filter.

 

¿Cómo ha sido el Preeuropeo?

El trabajo del equipo ha sido positivo, apto. No se trataba de conseguir medalla sino de obtener la clasificación. Daba igual el momento, lo importante era lograr el objetivo y lo hicimos con un partido por jugar.

 

¿Y tu trabajo?

No me toca a mí evaluarlo. Espero que tanto el seleccionador como la Federación hayan quedado satisfechos. Yo he hecho lo que me ha pedido Lucas, lo que me ha tocado y por las sensaciones que me llegan, creo que están contentos con mi trabajo.

 

¿Qué te ha pedido Lucas Mondelo, el seleccionador?

Suele tener mucha confianza en mí pero no solo en la preparación de los partidos sino también en el día a día, en la organización del grupo, en la configuración de los entrenamientos, en lo que es cubrir las necesidades de la selección para que funcione bien. Y lo hago desde el punto de vista de Víctor Lapeña para que luego la información que le paso la escoja, la analice según lo que más convenga. Por supuesto, me encargo de ver a los rivales, hago mucha labor en eso, para sintetizar todos los datos de la mejor forma posible y así hacérselos llegar a Lucas y poderlo transmitir también a las jugadoras.

 

Eso es antes del partido, pero ¿y durante?

En el transcurso del encuentro, intento analizar el partido desde el planteamiento que ha hecho el seleccionador y busco asesorarlo, a él y a las jugadoras. Hemos preparado el qué puede ocurrir, pero ¿el qué está ocurriendo? Ahí también entro yo. Desde mi posición puedo tener una visión muy rápida de lo que está pasando. Igualmente, asesorar a las jugadoras y dar a Lucas información, no mucha, para que pueda ayudarle a tomar sus decisiones.

¿Te da mucha voz Lucas?

Me otorga mucha libertad, pero he de saber estar en la posición que me toca, que es la de entrenador ayudante.

 

Hemos hablado del antes, del durante para el asistente. ¿Hay un después del partido?

Por supuesto. Hacemos siempre un análisis de lo que ha salido del encuentro, lo que ha ido bien, lo que ha ido mal y de cara al siguiente entrenamiento yo le paso una serie de ideas a Lucas para mejorar y principalmente, para ver qué debemos hacer de cara a llevarnos el siguiente partido. Él  valora mucho todo esto y estoy bastante contento en ese sentido.

 

Ya fuiste ayudante de Evaristo Pérez, en Liga Femenina, en LEB

Tengo una experiencia y no es difícil sentarme en un banquillo como asistente. Lo que ocurre es que yo acumulo muchas campañas ya como entrenador jefe y llega el verano y tengo que cambiar el chip rápidamente, para aprovechar la oportunidad que la FEB me ha vuelto a dar. Por ojo, un entrenador, sea ayudante como yo ahora, o principal, como lo soy durante el curso,  se debe reciclar continuamente.

 

¿Cómo ha sido tácticamente el Preeuropeo?

Nos sorprendió no Suecia, sino su nivel de acierto. Es un equipo muy fresco e intuíamos por dónde podía ir su juego, pero que estuvieran en esos porcentajes durante los dos encuentros y los 40 minutos de cada uno, pues sí que fue una sorpresa. Pero eso habla muy bien del baloncesto sueco, de cómo están haciendo las cosas.

 

¿Y España?

Hemos ido en tiempo récord, porque no hemos podido hacer una preparación como para un campeonato. Hemos ido puliendo detalles sobre la marcha, pero táctica al servicio del jugador, sin volverlas locas. Cada una en su sitio, con sensatez, sin grandes inventos porque no eran necesarios. A la hora de tirar, la mejor jugadora en la posición que mejor ocupe. Si una chica le va mal desde el 6.75, por ejemplo, no tiene sentido insistir sobre ello, y dejarla ahí. Hay que adecuarse a ellas. A cada jugadora donde la gusta. Y sin perder el ADN de España, que es defensa y contraataque.

 

Acaba el Preeuropeo y llega Holanda, el Mundial Femenino U17

Pues a cambiar de nuevo el chip. Un poco de descanso y de nuevo como entrenador jefe al frente de una selección. El Mundial va a ser complicado porque no sabemos muy bien lo que nos viene, principalmente de los equipos de fuera de Europa. Sabemos que Estados Unidos es potente, mucho, Australia, Japón, Brasil, clasificada por primera vez. Somos muy precavidos, no damos nada por supuesto. Humildad. Tengo grandes esperanzas y queremos cumplir lo que nos requiere la FEB: competir.

¿Y acabado el Mundial?

Cualquier proyecto que quiera a Víctor Lapeña, ahí estaré yo. Baloncesto por favor, quiero dedicarme a esto. Es mi vida.

ZONA DE ACCESO

Social Media

Colaboradores

feb ligaendesa2014 csd coe logocnednuevo aceb logonuevo2011 aemebal

 

fiba logo quer logoeuabc WABCLOGO

   

andalucia aragon asturias baleares canarias cantabria CastLaMancha CastyLeon CATALANA logo web FBC Extremadura Galicia Madrid Melilla Murcia Navarra PaisVasco Rioja Valencia

 

Copyright © 2014 | AEEB